Blogia
I Fought The Law

Packaged Rebellion

Packaged Rebellion

1-“La rebelión es fundamental y necesaria para crecer. Por eso me preocupan tanto los jóvenes de hoy que ni siquiera se rebelan contra sus padres”, señala. Tamaro sí lo hace aquí y contra el ideario del mayo francés.

Yo no sé si Matías Néspolo redactó mal la idea que tenía en mente, o si Susanna Tamaro -que vende libros como churros- tiene un cacao mental de órdago. O si yo no he entendido bien lo que significa rebeldía, rebelarse, rebelión. O si bien es que Rebelde se asocia hoy día con una serie mexicana para adolescentes, PC con politicamente correcto o ordenador personal, y Franco con un guaperas de Pasión de Gavilanes.

Todo esto viene a colación de un oxymoron que veo en el texto bastante cafre. Es decir, si Tamaro se queja de la falta de rebeldía juvenil, incluso en un plano generacional ¿porqué critica el ideario del mayo del 68 francés? El movimiento que más seriamente puso en jaque al sistema en un país de capitalismo avanzado y estado del bienestar. Aunque algunos de sus renegados protagonistas -los más mediáticos- se dediquen a calificar ese acontecimiento como un mero episodio de sus propias educaciones sentimentales.

Igual es que no entiendo las cosas o intento que sean como aparecen en mis neuronas. Igual es que hay muchas maneras de rebelarse, de base estética o incluso ideológica. Supongo que la ultraderecha española considera que cada día se está rebelando. O que como dijó Josep Piqué, rebelarse hoy es ser liberal.

Igual es que estamos en minoría y ya nos roban hasta las palabras.

2- La caché de google es gloriosa .

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

matias nespolo -

Lo pillo un poco tarde y de casualidad, pero es que a mí eso de andar de cibernauta sin rumbo fijo la verdad es que no me va. Comparto lo del oxímoron cafre que apuntas, pero declino toda responsabilidad. Se la achaco al "cacao mental" de Tamaro, que también comparto esa expresión para definir su dudoso ideario y no sabes cómo... Una última petición de clemencia, por favor, ¡no caigamos en la ingenuidad, y/o torpeza, de identificar la idología de un periódico y su línea editorial con la de sus trabajadores, o mejor dicho, sus proletarios a sueldo! Que es mi caso...
Salud.
Matías Néspolo
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres