Blogia
I Fought The Law

El día que falló Superman

El día que falló Superman

Hablo de este asunto a toro muy pasado y con las fiestas de por medio, pero es que cuando más vueltas le doy, más inverosímil se me hace. Su protagonista es un señor al que no solamente voté para que saliera de diputado en el Parlament de Catalunya, sino que además se erige en coordinador -no con mi apoyo- del proyecto político al que estoy afiliado. Y aún más: trabajé codo a codo con él en las elecciones al Parlament en 1999, en las cuales incluso compartí con el susodicho cartel en un mitin junto a otro aventajado alumno suyo, el amigo Javier Madrazo. Se trata de Jordi Miralles i Comte, dirigente de Esquerra Unida i Alternativa y del Partit dels Comunistes de Catalunya.

La chanza en cuestión es el único momento mediático que ha obtenido Miralles en su mediocre carrera como parlamentario. Y aunque sea obvio, no voy a quedarme en la anécdota, tan fácil para aquellos que les encanta el periodismo de citas y declaraciones, hábil descontextualizador de asuntos más profundos. El señor Jordi Miralles ya había obtenido otros momentos galácticos, cuando los periodistas en general se preguntaban entre ellos quién era ese señor mudito que acompañaba incluso al WC al presidente de ICV, Joan Saura. Éste supera a todos ellos.

Este funcionario de correos en excedencia desde tiempos inmemoriables pasará a la historia de los 135 escaños catalanes por su gloriosa intervención sobre la tribuna de oradores acerca de la política, las derechas, y la cultura pop. Y no tiene nada de malo el asunto, el mismo Vázquez Montalbán era capaz de hablar de Mao y en el mismo párrafo mencionar a Rocio Jurado sin despeinarse. Pero hay que admitir el supino y nulo sentido creativo, literario, o metafórico de Miralles al afirmar que CiU es tan de derechas como Superman.

Reflexionemos acerca de esta sentencia, tan magnánima casi como si se tratara de la condición 22 de la Komintern: ¿es algo evidente la filiación ideológica de los personajes de cómic o los iconos de la cultura pop? Yo creo que no, pero en todo caso no cuesta nada ser ingenioso o, al menos, obtener alguna metáfora con un mínimo sentido del humor. Algo que al menos pudiera equiparar Miralles a Chiquito de la Calzada con citas como ser más peligroso que Rambo en un restaurante chino o trabajar menos que el sastre de Tarzán. O algo más erudito, como ser más facha que The Punisher. Pero ni eso. Miralles, educado en los valores espartanos de los años de Breznev, no goza ni de sentido del humor, ni de inventiva: sólo de personalismo, prepotencia malhumorada o definición despectiva de las visiones diferentes dentro de la coalición que coordina, EUiA. Así lo atestigua un boletín interno en el que apenas se habla más que de él, las referencias directas a los discrepantes como "los puros, los guardianes de la fe o los depositarios de las esencias", y calificar a las opiniones críticas como ruido.

Pero no nos vayamos del asunto. Jordi Miralles es un soso, y tiene todo el derecho del mundo a serlo. No hace falta ser un chistoso para ejercer de buen dirigente político, máxime cuando sea más necesario en ocasiones caer en gracia que ser gracioso. Lo preocupante es, aparte de la mediocridad del ingenio exhibido, enzarzarse en una disputa estúpida, en un show político que degrada la política a niveles de patio de guardería, cuando se habla sobre algo tan importante como es la cuantía del salario mínimo interprofesional. La batallita sobre si Superman es de derechas, de centro, o simpatizante del pensamiento Mao es bochornosa, tanto que el diputado de CiU al que Miralles interpela queda mucho mejor al bromear sobre Lex Luthor, enemigo del superhéroe por excelencia, como supuesto personaje de izquierdas. Desde un marxismo de manual, y si tenemos en cuenta que Luthor es un gran empresario y objetivamente de derechas, podríamos hablar de una fractura en el bloque social dominante de la burguesía esceneficado en los cómics de Superman.

Ciñámosnos a la materia. Dice el dicho que cuando se cree haber tocado fondo, en realidad lo que hay que ponerse es a escarbar. Miralles y su gabinete parlamentario llega a estos niveles cuando, como guinda del sainete, presenta un dossier al susodicho diputado convergente en el que se argumenta sus afirmaciónes. Ante su lectura, no sólo me siento horrorizado por el hecho de que en EUiA empleen el dinero público y las horas de trabajo de los liberados políticos en un paupérrimo librito que exhibe un nivel intelectual equiparable a la peor ESO. Sino que también me sublevan los argumentos enumerados, que dejarían en el campo de la derecha política a personajes como Mafalda, a la obra completa de dibujantes de cómic comunistas como Víctor Mora o el creador de Carpanta, José Escobar. No contentos con haber creado un episodio más propio de La Hora Chanante de que la política seria, EUiA lo exhibe con orgullo como documento en su página web, casi como si se tratara de algo equiparable a las nuevas Tesis de Feuerbach.

Desde la izquierda autodenominada "transformadora" ya estábamos acostumbrados a como la muy mediocre dirigencia de ICV o EUiA nos deleitaran con eslóganes tan bobos como exigir que los tomates sepan a tomate, o que las palomitas de maíz sean prohibidas en los cines, a tomarse a pitorreo o como cuestiones secundarias problemas muy reales de las clases populares, o hacer seguidismo del PSOE incluso en sus políticas más neoliberales, pero esta es la gota que colma el vaso. No quiero ni pensar la opinión del Comité Central del Partit dels Comunistes de Catalunya acerca la adaptación al celuloide de Sin City, aunque me consta que, al menos por el momento, todavía no se han pronunciado al respecto.

Tendré que comentarle a mi amigo Efraín, dirigente del PC Andaluz, que abandone la lectura de cómics de Spiderman, no vaya a ser que se traten de un instrumento de propaganda subliminal al servicio de Fuerza Nueva.

Escuchando: El día ke falló Supermán - Espasmódicos

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

kaos -

Joder, tengo que ponerme al día con la política catalana, no sabía que el Miralles hacía esas gracias. jeje. Muy bueno todo lo que ha dicho usted don Toni!

mosher -

juas, la hora chanante, eso si que es un programa.

Daniel -

"SuperMas"... jejeje me río por no llorar....
Muy bueno el artículo.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Colibrí Lillith -

Pero hombre, no seas así, estas pequeñas anécdotas dan vida a la política :D

¿no? xD

treveris -

plas, plas, plas!!!! la has clavao nen...

Dayana Litz -

Saludos y te deseo un feliz año 2006 lleno de satisfacciones y mucho amor
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres